De "Thunderstruck" al mítico "Highway To Hell", el público portugués descubrió anoche en primicia mundial la voz de Axl Rose, de Guns N' Roses, en los temas de la banda de hard rock AC/DC, que sustituyó a Brian Johnson, aquejado de problemas auditivos.

"¡Encantado de conocerlos", lanzó el californiano de 54 años, sentado en una silla de metal a causa de una fractura en el pie y luciendo su habitual pañuelo bajo un sombrero, antes de interpretar el repertorio del grupo australiano.

Luces de bengala precedieron al grupo, que entró en escena entre las aclamaciones de sus seguidores, que abarrotaban el Passeio Maritimo de Algès, un inmenso espacio al aire libre al bordo del estuario del Tajo, en la capital portuguesa, capaz de acoger hasta 60.000 personas y que estaba casi completo.

Embed

Sin embargo, el vocalista de Guns N Roses convenció a muchos espectadores. "Me esperaba de verdad algo menos bueno. Y me encantó, ¡es una verdadera sorpresa!", confesó Paula Marques, una lisboeta de 45 años. "Axl Rose respeta mucho el grupo y tiene la voz [adecuada para ello]", afirmó Paulo Dias, de 48 años y procedente de Caldas das Rainhas (centro).

El cantante sustituto apareció el jueves en un video al lado del cofundador de AC/DC, Angus Young, y del bajista Cliff Williams, prometiendo al público portugués "un gran espectáculo de rock".

El grupo estuvo ensayando durante dos semanas en Lisboa con su nuevo vocalista. "Empezó bastante bien, y fue mejorando. Espero llegar al final del primer concierto antes de ser despedido", ironizó Rose el viernes en una entrevista a la revista musical británica NME.

AC/DC no ha dejado claro la duración del reemplazo de Axl Rose, teniendo en cuenta además que Brian Johnson no excluye volver a los escenarios si su problema auditivo mejora.

Después de los conciertos europeos, Axl Rose volverá a Norteamérica para la gira de Guns N Roses, prevista en más de 20 grandes ciudades de Estados Unidos y Canadá.

Brian Johnson "es un gran cantante, es un verdadero desafío" cantar en su lugar. "Intento hacerle justicia, para los fans", afirmó Axl Rose el viernes en la radio británica BBC 6 Music. "Llamé el mismo día en que leí en la prensa que algo no iba bien con la audición de Brian", agregó. Los médicos advirtieron al cantante en marzo que podría quedarse sordo si seguía actuando.

Pionero del hard rock

Para Johnson, que entró en AC/DC en 1980, tras la muerte del cantante Bon Scott, es un golpe duro. "Ese fue el día más oscuro de mi vida profesional", dijo en un mensaje para sus fans.

Conocido por su voz aguda y sus actuaciones donde pone a prueba sus cuerdas vocales, Johnson, de 68 años, aseguró que seguiría grabando en estudio.

Los problemas de audición de Brian Johnson es el último de una serie de percances que han afectado a la banda, que acababa de reaparecer después de que uno de sus fundadores, Malcolm Young, se retirara, enfermo de demencia.

AC/DC también tuvo que encontrar sustituto para su batería histórico, Phil Rudd, condenado en julio en Nueva Zelanda por amenazas de muerte y posesión de estupefacientes. Desde entonces

se encuentra en arresto domiciliario.

Pionero del hard rock, el grupo ha vendido más de 200 millones de discos desde 1973. Su álbum "Back in Black" (1980) fue uno de los más vendidos en la historia de la música.

Embed




¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia