La vida de Ardi Rizal ha cambiado por completo, él era el famoso niño que fumaba 40 cigarrillos diarios y que, además, se publicó un vídeo en Youtube donde aparecía fumando y haciendo aros con el humo ante la mirada de jóvenes e, incluso, adultos. Ahora, el chico tiene ocho años y las cosas han cambiado.
Ardi superó su adicción al tabaco y vive una vida normal, según los informes del portal Inquistir. La indignación y atención mediática internacional obligó al Gobierno de Indonesia a tomar medidas: Rizal tuvo que ser sometido a un tratamiento especial de desintoxicación para superar su adicción a la nicotina. Aunque este proceso no fue nada fácil, cambió su adicción por el tabaco a otra como es la comida basura. Aumentó considerablemente de peso, hasta el punto que los médicos se vieron obligados a iniciar otro tratamiento.
Su madre explica que Ardi cogía enormes rabietas si alguien trataba de detenerlo en su intento de hartarse de comida, al igual que ocurría cuando en el pasado le quitaban los cigarrillos. 'Se daba cabezazos contra la pared si no podía conseguir lo que quería. Por eso le daba cigarrillos al principio, debido a su temperamento y a su llanto', afirmaba la madre en declaraciones a la prensa.
Finalmente, seis años después, Ardi ha logrado alejarse de todo tipo de adicciones y llevar una vida lo más saludable posible.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia