El comediante estadounidense Bill Cosby pagó ayer el diez por ciento de la fianza de un millón de dólares fijada por un tribunal para seguir en libertad a la espera del juicio, tras ser acusado de agredir sexualmente a una mujer en 2004.
Con rostro serio y vestido con una sudadera gris y un pantalón oscuro, Cosby compareció brevemente ante un juzgado de Elkins Park, un suburbio de Filadelfia, horas después de que la Fiscalía formulara en su contra un cargo por "agresión indecente agravada".
El actor, contra el que se había emitido ayer una orden de detención, tuvo que atravesar una nube de periodistas y estuvo a punto de tropezar antes de alcanzar la puerta del tribunal.
El actor estadounidense Bill Cosby fue procesado por un presunto caso de agresión sexual a una mujer en su casa en Pensilvania (este) en 2004, la primera inculpación formal de la Justicia tras unas cincuenta denuncias similares en su contra.
La mujer que denunció a Cosby trabajaba en la Universidad de Temple y la presunta agresión tuvo lugar en la casa del actor en Cheltenham, en las afueras de Filadelfia, en 2004. La investigación se había reabierto en julio pasado, luego de una primera denuncia en el año 2005 que no prosperó.
La jueza Elizabeth McHugh le impuso una fianza de un millón de dólares cuando el actor de 78 años se presentó ante la Justicia. El cargo del cual se lo acusa puede costarle hasta 10 años de prisión.
"En la noche en cuestión, el señor Cosby la instó a tomar píldoras que él le dio y a tomar vino. Su efecto la volvió incapaz de movilizarse y responder a sus avances, y él cometió una agresión indecente agravada contra ella", explicó el fiscal asistente Kevin Steele, del condado de Montgomery.
El cargo en contra del actor implica que la Justicia considera que el acusado "comete algún tipo de penetración vaginal, penetración digital, y la persona hace eso sin el consentimiento de la denunciante", continuó.
Cosby, quien fuera una de las figuras más populares de la televisión de su país, ha sido señalado de cometer agresiones sexuales por unas cincuenta mujeres y siempre ha rechazado las acusaciones en su contra.
Muchas de estas denuncias no pueden ser llevadas a la Justicia por haber prescripto. El caso aceptado por la Fiscalía de Montgomery se produjo dentro del límite de 12 años que señala la ley, señaló Steele.
El fiscal afirmó que antes del incidente que provocó la denuncia, Cosby había intentado avances sexuales contra la querellante en dos ocasiones, sin éxito.
La identidad de la presunta víctima no fue dada a conocer.

¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia