Camila Morrone es la hija de Lucila Polak, la novia argentina de la estrella de Hollywood, Al Pacino.

La adolescente de 17 años, dueña de una figura perfecta, vive en Los Ángeles y en junio termina la secundaria en Bevery Hills. "Tengo sangre argentina y soy muy pasional", aseguró la joven que ya comenzó a trabajar como modelo y planea trabajar como actriz, siguiendo los pasos de su madre y su padrastro.

En una entrevista con Gente, contó cómo arrancó a trabajar en el mundo de la moda: "Usé aparatos toda mi adolescencia. Me la pasé esperando el día que me los sacaran para poder ir a una agencia. A los 15 años me explotaron las lolas. Todos me preguntan si me las hice, pero la verdad es que no estoy interesada en hacerme una cirugía plástica. Tengo cola y para mí está perfecto. Cuando en una agencia me piden que la baje, yo le contesto: 'It's my ass' (es mi cola)".

Además, contó que en el colegio siempre participa en las obras de teatro y realizó un curso de actuación. Luego adelantó que debutará como actriz: "Ahora estoy por empezar el rodaje de una película independiente; aún no está definido mi papel. El cine es parte de mi vida, porque conozco a Al desde los 8 años y para mí es una figura fuerte. Pero no le pido consejos: hay cosas que necesito descubrir sola".

Camila señaló que hace unos años realizó una maratón de la filmografía de Pacino para entender realmente lo que representa su padrastro y destacó que sus películas favoritas son El Padrino, Scarface y Perfume de mujer.


¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia