"La ciudad de la furia" fue intensa, potente, como la imaginó el enorme Gustavo Cerati, epicentro del espectáculo que anoche ofreció el Ballet de la Provincia, dentro del programa de "La cultura no duerme".
Dúctiles los bailarines, vistosa y contundente la coreografía e impactante la música.
El recuerdo del inolvidable Cerati anduvo por el Teatro, emocionante, un viaje por el talento del exlíder de Soda Stereo.
Un espectáculo que, más que merecido, fue aplaudido de pie por cientos de salteños que cubrieron la calle, al frente de la Catedral, en lo que fue el primero de los espectáculos de La cultura no duerme, que se pudo hacer al aire libre porque el clima acompañó.
Antes, las bandas locales y el ballet folclórico, tuvieron que recurrir al cobijo del Teatro Provincial porque la constante llovizna se empecinó en impedir los espectáculos al aire libre. Anoche, el Ballet pudo y la gente disfrutó del show y del ámbito.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia