En 1985, Los Redondos presentaron Gulp, su primer disco, en la discoteca porteña Cemento. Lo que ocurrió desde entonces es conocido por todos: la cultura rock argentina nunca volvió a ser la misma.
"El alucinante viaje de Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota" es el resultado de una exhaustiva investigación periodística acerca de lo acontecido antes de ese punto de quiebre.

Embed

Una historia, y una prehistoria, narrada por integrantes y aliados del colectivo artístico multidisciplinario que alguna vez fueron Los Redondos, y sostenida por imágenes y sonidos de archivo inédito, no solo porque nunca fue publicado: son joyas patricias nunca antes vistas ni oídas y que hoy salen a la luz.

¿Alguien se imagina al Indio Solari en su faceta de actor? ¿Y a Los Redondos en un cabaret modelo 1978, en medio de una mágica y misteriosa gira por nuestra provincia? ¿Qué pasaba entre las paredes del Teatro Lozano de La Plata aquella noche de la primera presentación de la banda?

Hace 9 años un grupo de fanáticos de Los Redondos decidió conformar un "comando", entendido este término como un grupo de personas que se reúne para cumplir un objetivo. Esos cuatro jóvenes bautizaron su iniciativa como el "comando luddista" y se pusieron, entre otros objetivos, a realizar un documental sobre el mundo ricotero sin importar plazos ni pautas comerciales.

Así fue como en 2014, ocho años después, el documental fue terminado y comenzó a exhibirse en las principales capitales del país.

El comando luddista recogió información de distintas fuentes y montó, en un documental de 100 minutos, la historia de un fenómeno musical íntimamente relacionado, en sus inicios, con nuestra provincia.
El Tribuno dialogó con uno de sus integrantes, "Hidroman", quien declina informar su nombre y apellido con el argumento de que "lo que nos importa es la trascendencia de nuestra obra".

Para Hidroman trabajar en este documental significó vivir "momentos de cariño y amor a la banda". Con la emoción en la voz, recordó el tiempo que les llevó compaginar y editar la historia. "Sentir que lo que hicimos puede llegar a perdurar" es una de sus máximas.

Después de estrenos en las principales capitales del país el documental llega a Salta, provincia que está unida íntimamente a los orígenes "protohistóricos" de la banda.

Hidroman explica que "las devoluciones de la gente -frente al documental- son enriquecedoras" y aclara que no se trata de ir al cine a ver un documental más: "la gente canta, baila, grita y se emociona en cada lugar al que vamos, se trata de un lugar de comunión. Una recepción así es muy gratificante", asegura Hidroman.

No eran tiempos fáciles y en el documental puede verse cómo el colectivo atraviesa algunos puestos de control con soldados apostados y miradas desconfiadas.

La historia del grupo recién comenzaba.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora