Parece que este año la pista del Bailando por un sueño no tendrá el virtuosismo que otros años supieron aportar Hernán Piquín, Eleonora Cassano o Maximiliano Guerra. Tampoco el escándalo que muchas veces funcionó de mano de los mediáticos de turno. No, este año Marcelo Tinelli quiere apostar a la misma fórmula que en 2014 llevaron a Anita Martínez y Marcos "El Bicho" Gómez a coronarse campeones: humor y esfuerzo.
O por lo menos eso fue lo que adelantó el productor ejecutivo de ShowMatch, Federico Hoppe. "Este año no hay participantes de excelencia como los hubo el año pasado. Ahora iremos por el humor y el entretenimiento... Por eso hay participantes como Freddy Villarreal y Campi, que van a interpretar diferentes personajes en cada coreografía", exclamó en diálogo radial con Catalina Dlugi.
Además de los mencionados por uno de los mano derecha de Tinelli (el otro es Pablo "El Chato" Prada), también están convocados para bailar el Negro Álvarez, Gladys Florimonte, Carmen Barbieri, La Mole Moli, Lizy Tagliani, Coki Ramírez y Nito Artaza, lo que marca que el humor será lo que prevalecerá en la pista de baile. Hoppe también adelantó que la producción está pensando en poner un quinto jurado esta temporada, que se uniría a los cuatro que ya fueron jueces el año pasado: Moria Casán, Nacha Guevara, Soledad Silveyra y Marcelo Polino. Por último, informó que por ahora la fecha de estreno de ShowMatch será el lunes 20 de abril. En tanto, Tinelli planea volver a la tele con un cambio de look: este año lo vestirá John Varvatos, diseñador norteamericano de varios rock stars.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora