Siempre es bueno saber qué es de la vida de nuestros artistas. Francisco Ruiz, un salteño de gran trayectoria, radicado desde hace un tiempo en Colombia, sigue movilizando a sus colegas de Valledupar, capital del departamento del Cesar, al norte del país caribeño. Para los medios de prensa de este valle ubicado al pie de la Sierra Nevada de Santa Marta (cerca de la Aracataca de Gabriel García Márquez), el salteño es el nuevo "gestor cultural" de la región. Lo denominan así porque desde que llegó no ha dejado de agitar las aguas entre los creadores locales. En estos momentos, sin ir más lejos, Ruiz está organizando la muestra "El Grito II - El arte por la paz y el posconflicto", una convocatoria a los plásticos y visuales de ese rincón del Caribe. El año pasado, en la primera edición, participaron 39 expositores de diferentes disciplinas. "La historia registra lo que en el papel se escribe. Es por eso la importancia que 'El Grito' le da a este segundo catálogo que, con el primero, servirá de base para el primer Libro de las Artes Plásticas del Cesar, en formación", afirmó el inquieto salteño. Todo este impulso al arte valleduparense tiene que ver con una muestra de artistas caribeños en Salta, planificada para 2016.

Artistas de ida y vuelta

Las obras presentadas en "El Grito I" fueron de altísimo nivel. "Esto quedó demostrado el año pasado cuando presenté el catálogo a la Sociedad Argentina de Artistas Plásticos, donde tuvo muy buena aceptación. Es posible que con las mejores obras de las dos ediciones de 'El Grito' se haga una exposición en Argentina, en el segundo semestre de 2016", adelantó Francisco Ruiz, impulsor de un futuro intercambio cultural entre Salta y Valledupar.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora