"No quiero hablar, no estoy pasando un buen momento", había dicho la China Suárez dos días atrás. Pero cambió de idea. "En este medio, el que calla otorga", reflexionó en diálogo con Jorge Rial, a quien le concedió una entrevista en Intrusos (América, a las 13) para hablar del momento en el que Pampita la encontró con Benjamín Vicuña en el motorhome.
"Prefería contarles de la película o de mi hija. Me veo obligada a hablar de esto. Es la primera y la última vez que voy a hablar del tema", aseguró. Y agregó: "Estaba trabajando en la Costanera, en un motorhome. Estábamos la productora, Benjamín y yo, recostada con una manta amarilla, me terminaba de comer una palta, y entró una persona complementamente fuera de sí (por Pampita)".
"A mí no me gusta el escándalo. Fui agredida verbal y físicamente. Me encantaría no estar contando esto. Es muy triste. Todavía me cuesta caer. Después tuve que seguir trabajando. Quedamos todos bastante impactados. Eramos más de 100 personas", puntualizó.
"Todavía me cuesta caer. Es muy triste. Quedamos bastante impactados después de lo que pasó", dijo
Siempre con un tono monocorde, afirmó que no tiene ninguna relación con Vicuña más que de "compañeros de trabajo". Pero lanzó un misterioso "nos estamos conociendo". "Quedé metida en un problema que en realidad lo tiene Benjamín con su ex mujer. Es un compañero que conozco hace 2 meses. No es mi novio. Me estoy comiendo algo sin comerla ni beberla. Estoy metida en algo que no tengo nada que ver".
Cuando le preguntaron si Pampita la había agarrado del cuello, algo que se había rumoreado, ella prefirió no dar detalles. "Prefiero no hablar de eso. No me gusta... Soy una persona que no justifica la violencia con nada, nunca. Prefiero ni acordarme de lo que pasó porque me angustia, no quiero", explicó, esquivando la consulta. Pero sumó: "Había demasiados gritos, ella estaba con dos amigas, que iban a bailar a un boliche de por ahí. Apenas me pude soltar, me fui del motorhome. Estaban la productora y bastantes personas más".
Para el final realizó una autocrítica, y pidió respeto. "Muchas veces he sido soberbia o pedante con la prensa... Es mi personalidad. Me manejo así. Pero esta vez no tengo que estar viviendo todo esto. No me lo merezco", cerró.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora