La actriz de 24 años saltó a la fama por su papel de enfermera en The Knick, la serie médica de Steven Soderbergh y protagonizada por Clive Owen que estrena su segunda temporada.

En las imágenes, Eve luce un corsé de encaje negro y beige, un conjunto de color verde escotado y un bodyen tonalidades azules y verdes. Se muestra muy provocativa, presumiendo de su silueta y curvas.

Está consiguiendo hacerse un hueco en la industria del cine y próximamente aparecerá en El puente de los espías, de Steven Spielberg, ambientada en la Guerra Fría, donde Eve interpreta a la hija Tom Hanks.

Poseedora de una enigmática mirada, Eve decidió usar el verdadero apellido de su famoso padre.

"Me asusta la fama. Creo que voy a tener que empezar a comportarme en público", dijo la joven a la publicación.

¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia