En las últimas horas Andrea Rincón tuvo que ser internada de urgencia en el Hospital Fernández. Una versión señala que sería por un problema estomacal, pero otra información indica que debió ser atendida por una recaída en su lucha contra las adicciones.

En Intrusos pusieron al aire imágenes de una presencia que realizó en un boliche gay. En el video se observa a la actriz dialogando con mucha dificultad con el público. Micrófono en mano, la morocha interactuó con las mujeres que la piropeaban. “¿Estoy re buena? Lo bueno está acá adentro. No nos confudamos, que lo bueno está dentro de cada uno. Todo se marchita”, aseguró con evidentes dificultades para hablar, y señalándose el pecho.

Además de mostrar el video, en Intrusos revelaron que Andrea atravesaría una crisis de depresión, y que sería inminente su traslado a una clínica de Talar de Pacheco, en la provincia de Buenos Aires, para retomar un tratamiento contra sus adicciones.

De esta forma, se echaría por tierra la versión que difundió su amiga Celeste Roth, quien relativizó el mal momento personal de Andrea Rincón y lo circunscribió a un problema gástrico.

"¡Las imágenes son fuertes! Le costaba hablar. Está claro", comentó Jorge Rial frente al video que grabó alguien entre el público. Además, en el ciclo de América indicaron que Rincón sería trasladada a El Chalet, clínica privada de salud mental ubicada en El Talar, localidad del partido de Tigre.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora