La profesión muchas veces deja los mejores amigos de la vida y Robert De Niro y Lito Cruz dan prueba de ello. Por esos días el actor Taxi Driver está de vacaciones en el sur del país y aprovechará para ver a su entrañable amigo. Aquí un repaso de su historia juntos.

Los actores se conocieron en 1980 cuando De Niro vino al país a presentar la película El Toro Salvaje. "Fui a verlo al hotel donde estaba alojado y me presenté. Le dije que yo era un actor argentino y que su manera de trabajar me parecía fuera de serie. Que quería saber cómo hacía, cuál era su método," cuenta Cruz sobre el primer encuentro con el artista norteamericano.

Luego de esa confesión de admiración fueron a almorzar y después Lito lo invitó a su estudio de teatro para que presenciara una clase y hasta aceptó una invitación para dar una.

Allí nació una amistad que al día de hoy sigue intacta y plagada de anécdotas. Cruz cuenta que no habla inglés muy fluído pero como De Niro habla italiano logran entenderse bastante bien.

Una de las mejores anécdotas que recuerda Lito Cruz fue un asado en lo de Federico Luppi que compartió con la estrella de Hollywood y otros actores locales. "Me aparecí con De Niro, nadie lo podía creer. Juntos comimos un gran asado. Estaban Hugo Arana , Betiana Blum, Víctor Laplace y Luis Brandoni".

Ese asado le sirvió a De Niro para sumar nuevos amigos y arregló un viaje a Punta del Este con Luis Brandoni para conocer Casapueblo, la obra de Carlos Páez Vilaró.

Otros de los viajes de De Niro a la Argentina fue para filmar en Cataratas La Misión, en 1985. Allí los actores se reencontraron y de vuelta, el protagonista de El Padrino II, volvió a pasar por la escuela de Cruz para dar una charla.

"Por entonces me comentó que estaba pensando en hacer teatro y me invitó a ver su obra cuando la estrenara. La obra era Cuba y su pequeño Teddy, de Reynaldo Povod. Apenas levantó el telón en los Estados Unidos, me tomé el primer avión. De Niro me recibió como jamás lo hubiera imaginado". cuenta Cruz en su sitio web.

"El vive en un departamento muy amplio en un décimo piso y acondicionó otro, un piso más abajo, para que yo me alojara. Allí estuve viviendo cerca de un mes. Vi su obra un par de veces, tuvimos infinidad de charlas sobre teatro y hasta hicimos un par de viajecitos en los que conocí a su padre y a su hijo, Rafael", concluye sobre su amigo.

Robert De Niro por Lito Cruz

¿Cómo es Robert De Niro?... Fundamentalmente, un tipo sencillo. Un tipo de barrio. Yo creo que no hay muchas diferencias entre dos tipos, aunque uno haya nacido en el Bronx y el otro en Flores. Los dos tienen algo que los identifica: la calle, las vivencias. Tal vez sea por eso que De Niro y yo tenemos tan buena comunicación. O tal vez sea que los dos somos actores, nada más, aunque él tenga un talento que yo no creo tener. Con distintos medios, lo concreto es que tenemos la misma profesión".

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora