Los salteños miran, unos con más asombro que otros, el frente del edificio de la Legislatura salteña, donde se puede ver un enorme moño rojo, distintivo de las acciones contra el Sida, justamente ayer, cuando el mundo dedicó la jornada a
la concientización sobre la enfermedad.
La incitativa fue de la diputada Irene Soler, del Frente Salteño, quien contó con el apoyo de sus pares de la Cámara baja para la iniciativa. "La educación es una herramienta fundamental para la prevención", remarcó la legisladora en diálogo con El Tribuno, y explicó que la cita roja significa solidaridad, amor, compasión, aceptación, compromiso, conocimiento, acción y apoyo.
Soler destacó que desde la semana pasada se reparten en toda la provincia folletos con explicaciones sobre cómo se transmite y cómo no se transmite, sobre la importancia de hacerse los test para iniciar los tratamientos y las obligaciones del Estado con los portadores, así como la obligación de proporcionar el tratamiento gratuito y preservativos en centros de asistencia médica. También, se reunió con la jefa del programa HIV de la provincia, Laura Caporaleti quien, entre otros datos, le transmitió que "hay un crecimiento en los diagnóstico de VIH en Salta, pero es debido a una enorme campaña de accesibilidad a los testeos en todos los hospitales y centros de salud".

¿Qué te pareció esta noticia?

Temas

Comentá esta noticia