Las últimas visitas de Maxi López a nuestro país se caracterizaron por los diversos escándalos y batallas judiciales que protagonizó con su mediática ex, Wanda Nara. Pero el sábado 27, el futbolista arribó a Argentina de una manera muy distinta: sonriente, con paso calmo... y de la mano de su bellísima novia sueca.

Maxi: "La invité a conocer Buenos Aires. Es la primera vez quevisita la Argentina, quería presentarle a mi familia. Nos quedamos sólo tres días y después nos volvemos a Italia, donde recibiremos 2015 junto a Valentino, Constantino y Benedicto".

Maxi y su pareja, la modelo Daniela Christiansson, llegaron de incógnito al Aeropuerto de Ezeiza a las 7.50 en un vuelo de Alitalia proveniente de Roma.Periodistas los encontraron y hablaron con el delantero del Chievo Verona de la Liga Italiana: "La invité a conocer Buenos Aires. Es la primera vez que visita la Argentina, quería presentarle a mi familia. Nos quedamos sólo tres días y después nos volvemos a Italia, donde recibiremos 2015 junto a Valentino, Constantino y Benedicto", aseguró López, confirmando que pasará Fin de Año con sus hijos, fruto de su matrimonio con Wanda.

La estadía fugaz de tres días incluyó un día de shopping en el Paseo Alcorta, donde la modelo de 23 años se compró de todo, y el domingo a las 3 de la mañana la pareja asistió al boliche Jet Lounge Disco en Palermo.

Estos días de amor y familia fueron un oasis para Maxi en medio de la disputa legal que mantiene con Wanda. En la división de bienes están en juego un piso de Chateu Libertador, la mansión en el barrio privado de Tigre Santa Bárbara, dos departamentos pequeños en Las Cañitas, tres en el barrio de Palermo y uno más en Puerto Madero. Además, la pelea incluye tres autos que valdrían unos 800 mil dólares: un Lamborghini Gallardo Nera; un Mercedes Benz SLS AMG y una Ferrari Fionaro.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora