Moria Casán se toma la vida de una manera descontracturada. Ya no se hace problema por nimiedades y asume su presente con mucha dignidad. "El trabajo jamás lo tomo como un sacrificio. Estoy tan acostumbrado y estoy tan relajada escénicamente que para mí el teatro es un mimo, es un bálsamo", dijo en El Chimentero.
En este momento está con el show Priscilla, la reina del desierto en Villa Carlos Paz, y estuvo el año pasado Buenos Aires en el Lola Membrides. Mientras tanto no se detiene; crece la posibilidad de una obra teatral que "está en preparativos" para comenzar en Buenos Aires este año, horas antes de que comience el Bailando, junto a las griegas, Jay Mammon, Gladys Florimonte. Y confirmó su presencia en El trece: "Voy a estar en el Bailando 2015, yo ya tenía la confirmación desde el año pasado. Yo creo que ya soy parte del inventario de Ideas".
El año que viene se celebrarán los 25 años de Brujas, una mítica obra de teatro de la calle Corrientes, y 'la One' lo recordó: "Para mí es un honor haber participado de la obra que más convocó desde 1.700 y algo. Nadie convocó los casi dos palos de espectadores. Brujas fue una bisagra en mi vida".

¿Cómo opina Moria Casán del regreso triunfal de Susana Giménez a las tablas con La piel de Judas?
"Los tiempos han cambiado. Creo que todos nos debemos adaptar. Susana es una estrella, todo le va a funcionar. El teatro no tiene la protección de la televisión. Cuando uno tiene un éxito fuerte como he tenido muchos yo gracias a dios no hay fin de mes. Ahora hay otro marketineo. De cualquier manera Susana es una estrella de nuestro país y siempre va a convocar".

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora