César Gutiérrez es arquitecto y pintor. Sobre los motivos que lo impulsan a pintar barcos navegando, no hay una explicación lógica. Es decir, la temática no viene desde el pensamiento racional, sino más bien desde la fantasía, la imaginación; tal vez desde el deseo.

Podríamos pensar entonces que alguien que nació y vive en la ciudad de Salta rodeada y limitada por montañas, necesita reflejar lo opuesto: el horizonte infinito, sin límites.

Así surgió ".Navegar" una muestra donde la obra es símbolo, quiere significar algo, debemos escuchar lo que nos dice : los barcos nos hablan del trabajo de los marinos, de las bondades e inclemencias climáticas, de la felicidad y a la vez de la dureza, la perseverancia, la amenaza de muerte, las ganas de llegar a casa.

"Navegar, es una metáfora de la vida, todo el tiempo estamos navegando, todo el tiempo nos hundimos y volvemos a salir y muchas veces naufragamos....Cuando pinto estoy navegando. A veces por mares desconocidos, ajenos, sin certezas, bajo la tempestad. Otras veces en calma", explica el artista.

La muestra, de exposición y venta, podrá visitarse desde el 4 de noviembre hasta fin de mes, en Bartolomé Mitre 23, de 9 a 21, con entrada libre y gratuita.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora