Luego de la última confesión que Ricky Martin hizo en enero a la revista mexicana Fama!: "Soy gay, me fascinan los hombres, pero me gusta disfrutar del sexo en total libertad, por eso estoy abierto a tener sexo con una mujer si sintiera deseos", las salteñas lo esperan con una ansiedad inusitada. El astro actuará en el estadio Padre Ernesto Martearena este domingo 20, a las 21 horas y nadie quiere perderse "la mordidita" del más sensual de los cantantes latinos. En el marco de su gira One World Tour, Ricky arribará el domingo a nuestra ciudad desde Tucumán y presentará en el estadio Martearena un show completamente nuevo que se divide en cuatro partes: dance, rock, baladas y tribal. Los organizadores aseguran que "el espectáculo ha sido diseñado para un público exigente, con una gran producción y una puesta en escena de primera, que incluye: cinco pantallas gigantes, seis elevadores en el escenario, 150 luces móviles, luces de tecnología Chauvet, y 18 puntos de animación en el techo".
Durante las dos horas de que durará el espectáculo, el artista estará acompañado por su banda de nueve músicos y seis bailarines. Contará con elaboradas coreografías, 10 cambios de vestuario, y un gran repertorio que incluye sus clásicos: Livin La Vida Loca, She Bangs, Lola, La Copa De La Vida, Por Arriba, Por Abajo, entre otros; y los nuevos éxitos de su más reciente producción "A quien quiera escuchar": La Mordidita, Disparo Al Corazón, Adiós, y el más reciente sencillo: Perdóname.

Reventa sideral
La preventa de entradas para ver a Ricky Martin en Salta comenzó el 20 de noviembre de 2015 con éxito rotundo y a estas alturas mucho da que hablar el precio de reventa de las entradas para el show, que un impulso de fanatismo, muchos se atreven a pagar. Los sorprendentes precios se pueden ver en las páginas de internet que invitan a obtener un ticket para el show del portorriqueño. La reventa de tickets suele ser un fenómeno habitual en cada presentación de artistas destacados a nivel internacional, pese a que esta modalidad es ilegal. Lo cierto es que se llegan a ofrecer entradas para el sector VIP Oro a $5000, cuando el precio original era de $1400 y las ubicaciones para el sector Vip Platino, que tenían un valor de $2200, ahora se revenden a montos que tocan los $7500. Sin embargo, se sabe que quedan entradas disponibles en las bocas oficiales de venta.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Comentá esta noticia