Lo pidieron, lo tuvieron. Hoy, a las 21, entre denso humo y juegos de haces lumínicos el astro puertorriqueño, Ricky Martin (44), iniciará su show en Salta. Es la tercera vez que derrocha talento y energía en suelo salteño. Ya había estado en el Valle de Lerma en 1993 y 1998.
En estos diecisiete años de espera sumó generaciones a sus huestes. Pero como los tiempos cambian y los artistas populares privilegian la intervención de sus fans, el recital se viene gestando en las mentes y los corazones de los salteños desde el 30 de junio de 2015, cuando en su fugaz paso por Argentina, Ricky Martin visitó Show Match y llamó a sus seguidores a votar en Twitter por las ciudades donde querían que él se presentara con su espectáculo durante 2016.
La insistencia de los fans con el hashtag #RickyEnArgentinaSalta consiguió colocar a nuestra ciudad en la agenda de conciertos de One World Tour.

Sorpresas

Trascendió que el cantante boricua llegó en la madrugada de hoy a bordo de un vuelo privado y que de inmediato se dirigió junto con su amplia comitiva a descansar en una de las 85 habitaciones que se habían reservado para tal fin en el Hotel Sheraton. También aquí lo acompañan sus hijos, los gemelos Valentino y Matteo (6).
Las esperanzas de sus fanáticos durante esta jornada están cifradas en que el astro salga a saludar a quienes se aposten afuera de su hospedaje como ya ocurrió hace unos días en el parque del hotel Pullman City Center Rosario y el balcón de una suite del Park Hyatt de Buenos Aires. Además se hace extensivo el sueño a topárselo de frente en alguna excursión de incógnito como aquella que el propio Ricky Martin testimonió con una foto de la Floralis genérica, escultura instalada en la avenida Figueroa Alcorta. Ocurre que a pesar del hermetismo con que se maneja su producción, el ingenio y el entusiasmo de los admiradores consigue filtrar cualquier ostracismo que se predetermine.

Gira

En Argentina Ricky Martin brindará un total de 17 shows. Ayer mismo dio un recital en Tucumán, adonde volverá el próximo martes. Ya se presentó en Neuquén, San Juan, Mendoza, Santa Fe, Buenos Aires, Córdoba y Tucumán. Las últimas fechas en Argentina se cumplirán el 24 (Buenos Aires) y 25 (Mar del Plata) de este mes. Conforman el equipo de One World Tour 90 personas de 14 nacionalidades diferentes y el complejo equipamiento del show viaja en 11 camiones a cada ciudad donde se presenta.

Show

El espectáculo es completamente nuevo y los temas están agrupados en cuatro géneros: dance, rock, baladas y tribal. Cada detalle ha sido diseñado apuntando a un público exigente, con una gran producción y una puesta en escena de primera, que incluye 5 pantallas gigantes, 6 elevadores en el escenario, 150 luces móviles, luces de tecnología Chauvet y 18 puntos de animación en el techo. Durante las dos horas del espectáculo, el artista estará acompañado por su banda de 9 músicos y 6 bailarines. El repertorio incluye sus clásicos "Vive la vida loca", "She bangs", "Lola", "La copa de la vida" y "Por arriba, por abajo", entre otros, y los flamantes éxitos de su más reciente producción "A quien quiera escuchar", como "La Mordidita".

Vestuario

Elaboradas coreografías e ingeniosos juegos de luces con certeza harán lucir los diez cambios de vestuario proyectados en cada recital. Si se continúa con la línea de los anteriores shows, el estilo de Ricky Martin será ecléctico. Por ejemplo, irrumpirá ataviado con un traje azul que lo hará lucir sofisticado. Luego con tres cambios en tonos oscuros en los que el impacto visual se concentra en la región superior: una remera de mangas tres cuartos y una línea de tiras de tela sobre el pecho, otra larga de mangas cortas y recortes en los laterales y una camisa con apliques de tela brillante. Pero sin dudas, el más interesante tal vez resulte una pollera tableada del tipo vikingo.

Camarín

Trascendió que la producción de One World Tour solicitó que todos los camarines y oficinas que se emplearán hoy en el estadio Padre Ernesto Martearena deberán encontrarse en perfecto estado higiénico, oler agradablemente, tener una buena iluminación y contar con mobiliario en excelente estado de conservación y que responda a normas de seguridad. Para el que usará Ricky Martin efectuaron requerimientos particulares. El camarín deberá estar enteramente entelado -no de color negro- y alfombrado. Además, deberá estar dotado de aire acondicionado y conexión a internet y provisto con dos ventiladores industriales, una heladera pequeña con puerta de vidrio, un sillón y dos sillas cómodas, dos mesas ratonas, dos mesas para catering con manteles limpios dispuestos sobre ellas, dos lámparas de mesa y dos lámparas de pie, una alfombra (del tipo carpeta), un perchero, un espejo de cuerpo entero, un espejo de maquillaje, tres tachos de basura grandes para reciclar, tres velas blancas sin aroma y con un encendedor y una docena de toallas (seis de mano y seis de baño).

Estadio

El Padre Ernesto Martearena tiene capacidad para albergar a 20.408 espectadores. Es uno de los estadios más importantes del interior argentino y fue inaugurado en enero de 2001 para recibir la Copa Mundial de Fútbol Juvenil, disputada durante aquel año. Además de ser utilizado para partidos de fútbol y de rugby, es usado para la realización de recitales.
Para el show perteneciente al One World Tour, las entradas se distribuyeron en los sectores VIP (platino, oro y convencional) y las localidades no numeradas, ubicadas en los laterales (cabeceras Norte y Sur) y detrás del VIP (la platea Este).
Quienes hayan adquirido entradas VIP, dependiendo de la fila, verán al astro entre los 5 y 30 metros a partir del escenario. Los que compraron los ingresos para los laterales tendrán un alcance visual al show desde 60 metros y los de las populares Este a partir de los 65.
A las 18.30 se abrirán los ingresos al público. Las personas con discapacidad podrán presentarse hoy desde las 9 y hasta antes del recital para solicitar su entrada gratuita.

¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia