Histriónico, divertido y chispeante, Ronnie Arias dejó por unos momentos su tono afable para ponerse serio. El querido conductor visitó la mesa de Mirtha Legrand y sorprendió a todos en el programa al revelar una dura batalla contra un cáncer de garganta. "Estuve enfermo, hace tres años que estoy repuesto. Estuve mudo casi un año. Tuve cáncer de garganta, en marzo se cumplen tres años de que vivo libre de cáncer", confesó en el ciclo de eltrece.
Embed

Luego de un merecido brindis con la Chiqui y el resto de los invitados, Ronnie continuó con su relato. "Pasé por momentos súper duros. Nunca tuve miedo de morirme, sí de quedarme mudo", aseguró y agregó: "No dejé de trabajar, ni de entrenar, ni de hacer nada que lo que hacía. Solo dejé de correr porque debido a los rayos perdí mucho peso".

En medio de su esperanzadora narración, remarcó una aclaración. "A todo aquel que le digan que los rayos no duelen, es mentira. Se los digo ya. Los rayos duelen como la muerte viva, ¡pero te curan!", destacó Ronnie. "No lo quise decir en su momento porque mi papá estaba sufriendo también un cáncer. No quería sumarle a la familia una carga más", explicó sobre su silencio.

¿Qué te pareció esta noticia?

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora