a puja, que ya está abierta a través de la página en Internet de la compañía con un precio base de 2.000 dólares, cerrará el próximo sábado, según una información publicada por la agencia EFE.

Además del mechón de pelo, la empresa publicó una carta de Wendy Farrier, quien obtuvo la muestra, en donde cuenta el origen del "souvenir".

Allí explica que mientras trabajó en el museo de cera, entre 1981 y 1986, tuvo la oportunidad de tener de tomar una muestra de cabello de Bowie para la confección de su estatua. Farrier aclaró que esa tarea le fue encomendada por sus jefes a sabiendas de
que ella era una gran admiradora del artista inglés.

"Recuerdo que el señor Bowie estaba muy relajado acerca de todo este episodio cuando me acerqué agitando las tijeras", puntualizó Ferrier en su texto, quien añadió que se le permitió quedarse con la muestra, la cual conservó durante más de 30 años.

Las ganancias que se obtengan de la puja, la cual se estima que podría ascender a los 4.000 dólares, serán donadas a la Fundación Soi Dog, que asiste a perros maltratados en Tailandia.

¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia