El autor, ocupará el sillón de Olegario de Andrade, al igual que lo hizo Juan Carlos Dávalos, entre otros comprovincianos que pasaron por la institución.

El acto fue un acontecimiento central no sólo para la cultura nacional, sino para la literatura de nuestra provincia. Así, ante una sala repleta de asistentes, el Presidente de la AAL, José Luis Moure, quien encabezó la reunión, señaló: "La poesía celebra hoy la incorporación a esta Academia de otro de sus cultores" y subrayó: "No puedo silenciar mi complacencia porque desde hoy nos acompaña en la Academia un creador salteño, una voz del Noroeste argentino, un dilatado eco de la lengua con las tradiciones más antiguas de nuestro territorio".

A su vez, Antonio Requeni, quien brindó un discurso de bienvenida, sintetizó cuestiones de la producción literaria del salteño. Allí, destacó que Sylvester es "dueño de una obra solvente y profunda".

Finalmente, el flamante académico disertó sobre el tópico: "¿Qué es hoy la tradición?". Antes de su ensayo, recordó sentidamente a Dávalos como "un poeta fundamental". Y en seguida, puntualizó "La idea de qué es la tradición tiene que ver con su etimología, es la entrega que una generación hace a la siguiente. La tradición propia nunca es una, idéntica para todos, ya que es una invención colectiva", explicó ante un salón colmado que aplaudió su merecida incorporación al cardinal organismo literario.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora