Nacido el 8 de junio de 1951, el pasado 24 de enero se cumplió un año de la muerte de ese "poeta maldito" salteño que fue Antonio Teseyra.

Su libro, "El deudo de los pájaros", editado a los pocos años de haber salido del presidio de villa Las Rosas, lo ha llevado a ser una de las voces renovadoras de las que se nutrieron los escritores de los años 70 en la ciudad de Salta. Resaltado por Walter Adet, por su voz singular en el coro de poetas, el escritor de ascendencia judía lo incluyó en su vademecum "200 años de literatura en Salta", publicado en el año 82 con motivo del 400 cumpleaños de la ciudad.

Junto a Jesús Ramón Vera, Teseyra es uno de los autores que supieron ingresar en el mundo de la poesía a través de, como decía Bretón, "una soga que siempre arde pero que nunca se quema".

"Los que untaron mis ojos/ con lagañas de gato/ y pusieron mi fotografía/ en la boca cosida de algún sapo/ ellos/ me condenaron a ser el puntual cronista/ de las sombras/ y entre las sobras andar/ y suceder/ como un fantasma alucinado", decía uno de sus trabajos. Es que Teseyra reunía en su obra lo fantástico de la cultura del Noroeste argentino, con una metáfora encendida y en constante estado profético.

Fue uno de los militantes anarquistas que vivieron otra alternativa política en la década del 70 en Salta y por esas actividades, finalmente, terminó preso en villa Las Rosas.

En esos años, Teseyra también ya había publicado textos en prosa y poesía en diferentes publicaciones, como El Tribuno y El Intransigente.

En junio de 1982 en la biblioteca Juan Carlos Dávalos se publica en "El deudo de los pájaros", en Ediciones Tumparenda, que pertenecía a Jesús Ramón Vera.

En la temporada teatral de ese año se estrena la obra "Recortes", de Alejandro Gravanago y Teseyra, por el Grupo Teatral Salta. Esta misma agrupación, también pone en escena un café concert con textos poéticos de Sergio Antonio. En 1984 se hace una serie de recitales con el Cuarteto Al Vino, donde los textos poéticos pertenecían a Teseyra. El Grupo de Acercamiento a la Cultura Salteña lo convoca ese año para un ciclo de arte en Casa de la Cultura.

A lo largo de esos años Teseyra no deja de publicar sus poesías y relatos en diarios y revistas de Salta y de otras provincias. Debemos sumar canciones, obras de títeres, también textos para historietas, obras teatrales y textos que se perdieron en la vida desatada que llevaba.

¿Qué te pareció esta noticia?

Aparecen

Sección Editorial

Comentá esta noticia



Se está leyendo ahora