Una noche de mucha tensión se vivió en Gran Hermano 2015. Tras una fiesta en la que no faltó alcohol, Brian protagonizó una escena de violencia con Marian por lo que la producción decidió su expulsión.
Pasado de tragos, el joven de La Tablada se peleó muy fuerte con su novia en el sauna. En medio de gritos e insultos, el muchacho le dio una cachetada. Francisco, testigo de la discusión, no podía creer lo que estaba presenciando.
Luego de ese episodio, Brian se dirigió a la puerta de la casa e intentó irse. Fernando al ver su estado, buscó calmarlo.
"Se va a ir ella o me voy a ir yo", repetía el muchacho. "Quiero estar tranquilo, quiero ir con mi vieja", exclamaba.Finalmente, Brian conversó con la producción del programa, se calmó y decidió continuar en el juego.
Embed

¿Qué te pareció esta noticia?

Comentá esta noticia